martes, 28 de junio de 2011

A propósito de la educación: Los "vaguitos"

Este comentario lo escribí en un artículo publicado hoy en Diario Digital Nuestro País a raíz de otros mensajes que me parecieron injustos e insultantes.

"Esto es lo bueno de la libertad de expresión. Sí. Y es algo de lo que nuestros estudiantes deben hacer uso. Los "vaguitos", estamos pasando por una situación muy interesante en el marco social y político que vivimos. Como docente, muy orgullosa de mi profesión, he vivido de cerca y en carne propia, la situación del docente costarricense. El sistema no sirve y eso ya lo saben todos. Hay muchos profesionales especializados, sí, pero pocos son humanistas; pocos están comprometidos con el bien común y así lo percibo en muchos comentarios.

Hoy marcharon muchos "vaguitos", tantos, que la gente se sorprendió, pero bueno, ese no es el punto.

En C.R, si fuéramos solo dos vaguitos, ambos tendríamos derecho a protestar si:

a) No depositan mi salario completo. Porque a muchos docentes, (a algunos los conozco personalmente), que son jefes de hogar no les pagaron los primeros 3 meses de salario y nadie les preguntó si tenían que costear luz, agua, alquiler, almuerzos del cole o escuela para sus hijos...

b) Si su orden patronal indica que su “jefe” está moroso ante la CCSS y por eso ud. no puede enfermarse, porque si se decide hacer los trámites correspondientes se encontrará con filas, malas caras y grandes trabas.

c) Si ud trabaja en el "quito de los apretados" y le quieren quitar el pago de Zonaje por laborar, valga la redundancia, en zona de bajo desarrollo. Porque claro, si ud no se ha dado cuenta, si San José no está desarrollado, imagínese cómo estarán lugares como: "Chambacú", "Santo Domingo de Monterrey", "La Tigra", "El Alto", "Pataste." ¿Los había usted oído nombrar?

d) Si a usted le bajan el cielo y la tierra con vacaciones cada tres meses, cambiando su organización curricular sin que eso implique un cambio en los programas de estudio que se ajusten a dicho "plan. "Plan" que fue rechazado en sus inicios pero que el MEP insiste en implementar.

e) Si usted tiene estudiantes vagando por los pasillos porque solo vienen 2 ó 4 lecciones por día porque únicamente asisten a las clases de las materias que perdieron el año pasado. Esto es consecuencia de otros “plan” anterior que no sirvió de nada.

f) Si usted tiene 8 años de laborar para el MEP y por 4 años seguidos no le pagaron anualidades y de paso le dan un “alegrón” de 100 mil colones por 4 años de deuda con ud... y sí, déjeme decirle que le recetaron “atolillo con el dedo”.

g) Si todavía trabaja en un salón comunal en lugar de hacerlo en aulas dignas y decentes para usted (porque ud merece trabajar en un espacio que lo dignifique) y sus alumnos.

h) Si usted va a protestar por sus ideales y derechos (sea sindicalista o no) y lo miran feo por defender lo expuesto anteriormente y más.

No todos los docentes son un oasis de virtudes, muchos de ellos no tienen vocación, muchos de ellos son un problema que permanece y que jamás se soluciona, así como hay sacerdotes violadores y políticos evidentemente corruptos. Sí, nadie tiene la sabanita limpia después de la primera noche.

En la sociedad en la que vivimos, donde la violencia se ve reflejada en situaciones como fotos sensacionalistas de futbolistas muertos y amenazas degradantes para otros, donde los ticos se siguen creyendo el cuento de una Costa Rica amigable con el ambiente (mientras la señora de al lado tira la basurita por la ventana del bus) y de ser una nación “pura vida” cuando en realidad la gente se anda matando a “putazos” al volante… no nos queda más que reflexionar sobre las necesidades del otro, que en el fondo son las nuestras, las de todos.

Necesitamos una educación real. Una educación que no forme máquinas que tragan información para un examen, sino, que forme seres humanos sensibles, amables, coherentes con su discurso social y ético. Necesitamos costarricenses críticos pero no ofensivos; menos agresivos pero sí demandantes de la igualdad de oportunidades y derechos, así como de sus responsabilidades."

miércoles, 23 de marzo de 2011

editorial: la basura radioactiva en el periodismo

hoy el titular del periodico extra leia: "VIOLO NOVIA Y SE SUICIDO" con gigantes letras capitales y rojas.



ayer la planta nuclear fukushima lanzo vapores con un contenido que tiene la capacidad probada de adherirse al material genetico humano provocando cancer de distintos tipos, y que no se degradara por en millones de anios, al aire de nuestro planeta. este tipo de material es lo que se usa para medir edades arqueologicas en descubrimientos de antiguedades, precisamente debido a lo lento que se degrada.

yo me pregunto, que tipo de cosas se logran con bombardear a gran parte de la poblacion, especialmente la menos educada y con menos oportunidades, con ideas -semillas de la mente- como las que se distribuyen tan masivamente e irresponsablemente como esas? (la mente es algo fabuloso, una vez que se le abre una puerta, esta ya jamas se cierra, una vez que una idea se conoce, esta ya jamas desaparece de ella.) acaso algun dia, una persona que jamas hubiera pensado hacer algo asi, va a decir: "no quise hacerlo, pero recorde el periodico y me pregunte como seria." o quiza diran: "era tan comun en nuestro barrio leer sobre cosas asi." una idea perdura en un grupo de personas a traves de la educacion, por lo que una sola linea de texto puede extenderse facilmente en muchas personas.



es notable como en este tipo de notas 'informativas' rara vez mencionen siquiera dos lineas a los castigos a los que se exponen quienes llegasen a degradarse tanto en su condicion humana; 20, 30, 50 anios quiza encerrados en carceles en donde muchas veces ya no se distingue al humano de la bestia? quiza seis meses de prision preventiva mientras siquiera comienzan los procedimientos judiciales? bajo que condiciones de vida podrian llegar a caer en caso de ser culpables?

no deja de asombrarme la ligereza con la que se comercia con IDEAS que son tan nocivas como si un contenido invisible y radioactivo se estuviera vertiendo lenta y sostenidamente sobre las mentes de las personas de la misma manera en que el cesio y yodo se vierten sobre el cuerpo, asesinandolo lentamente mediante la adhesion intrusiva y extrania a su ADN.

es increible que hoy en dia la persona se mida casi tan solo mediante un aspecto fisico, dejando tan de lado la valoracion de sus aspectos espirituales y morales.



yo me pregunto que sera de las mentes de los chiquitos que crecen todos los dias en ese entorno donde las letras que estan a tu altura en las vitrinas para ser leidas, cuando vienes recien aprendiendo a leer, sean de ese contenido valorico y transmitan ideas tan aberrantes para cualquiera que aun guarde aunque sea una pequenia porcion de aquello que nos hace humanos.

y luego se preguntan a quien podria ocurrirsele llenar un bus de gente inocente, cerrarlo con cadenas y candados y encenderle fuego, mientras tus "amigos" te rodean con pistolas y ametralladoras para avisar si llega la policia? esto esta sucediendo no demasiado lejos de aca, con las maras salvadorenias. pero, bueno, a quien podria ocurrirsele algo asi?

evidentemente a los editores de estas tan sobrevaloradas "Noticias", que tanto circulan en las paginas de nuestros periodicos nacionales.



hoy quiero decir que estoy HARTO de estas basuras, de este veneno con el que dia a dia los medios de "informacion" me y nos bombardean dia dia. estoy harto de que solo pueda buscar en "google" aquello de lo que realmente me interesa saber. hoy quiero decir que necesito dejar de leer y de ver en todos lados cierto tipo de ideas, que mas que titulares noticiosos me suenan a susurro macabro del mismisimo satan, constantemente hablado al mas sensible oido del espectro social.

espero que podamos estar de acuerdo.

martes, 10 de febrero de 2009

Nueva Década

Este sábado Felipe y yo entramos a eso de las 11:30 a.m a una librería en San José, se llama Nueva Década.

Desde que íbamos por la acera del otro lado de la calle decidimos ingresar. Yo ya había ido varias veces; desde mis primeros años de universidad tuve el gusto de entrar y quedarme horas. Muchas veces no compré nada porque no tenía con qué, pero cuando tuve la oportunidad no lo dudé dos veces. Recuerdo bien que ahí compré un librito pequeñito que adoro porque es una selección de poemas de Catulo, uno de mis poetas favoritos (Los amores de Catulo, ediciones Grupo Anaya y Mario Muchnik, 1995). El libro está lleno de imágenes sugerentes y cargadas de sensualidad, tanto como los versos eróticos que de por sí, regala Catulo.

Amo ese libro, lo adquirí en una época difícil, pero llena de muchas esperanzas y sueños que ya no existen. Estaba llena de una motivación única, de una juventud que a veces olvido.

No le pregunté, pero creo que Felipe jamás había estado en Nueva Década. Cuando entramos parecía muy excitado con la idea de ver libros. Luego de observar algunos posters del Poema 20 de Neruda, me habló del discurso de Allende en el Palacio de la Moneda antes de su muerte y de lo poético de muchas frases del discurso, de lo emblemático de ello.

Empezamos a mirar libros, primero en conjunto y luego cada uno por su lado, porque a veces tenemos un particular pero a la vez muy distinto gusto por la lectura. Él preguntó por Lovecraft y Bukowski; de éste encontró una completa colección de la editorial Anagrama. Estaba fascinado. Por mi parte, me interesé por los diccionarios, sobre todo por uno de etimología porque me interesa mucho el origen y el valor de las palabras.

De pronto, nos hablábamos casi gritando de un extremo a otro porque estábamos en diferentes secciones y aún no nos habíamos percatado que en las paredes de la librería se solicitaba al visitante moderar la voz. Ups! A veces no se lee lo debido.

La verdad es que hubiéramos pasado ahí mucho más tiempo, pero realmente no lo teníamos, sin embargo, tuvimos el placer de disfrutar de ese olorcito a libro nuevo.

En una librería usualmente tienes el gusto de encontrarte con autores que desconoces y con los ya conocidos, con esos que uno admira o simplemente no puede evitar echar un vistazo.

Finalmente salimos con cuatro libritos, uno de ortografía; dos diccionarios, uno de sinónimos y antónimos y sí, el de etimología. Felipe se decidió por Mujeres de Bukowski. Muy contentos…

Lo que más me gusta de Nueva Década es ese ambiente acogedor innegable. Es como nadar entre olas de libros… es una pena que los productos tan buenos no estén al alcance monetario de todos, pero peor aún es que teniendo la posibilidad de adquirir un libro seamos indiferentes al gozo de las palabras leídas en buena compañía.